Malditos bastardos****


TÍTULO ORIGINAL Inglourious Basterds (Inglorious Bastards)
AÑO

2009

DURACIÓN

153 min.

PAÍS

DIRECTOR Quentin Tarantino
GUIÓN Quentin Tarantino
MÚSICA Varios
FOTOGRAFÍA Robert Richardson
REPARTO Brad Pitt, Christoph Waltz, Mélanie Laurent, Diane Kruger, Michael Fassbender, Daniel Brühl, Eli Roth, Til Schweiger, B. J. Novak, August Diehl, Mike Myers, Omar Doom, Sylvester Groth, Denis Menochet, Richard Sammel, Jacky Ido, Martin Wuttke, Julie Dreyfus, Samm Levine, Gedeon Burkhard, Rod Taylor, Christian Berkel, Léa Seydoux
PRODUCTORA Coproducción USA-Alemania; Universal Pictures / The Weinstein Company / Lawrence Bender Productions / Neunte Babelsberg Film
WEB OFICIAL http://www.malditosbastardos.es
PREMIOS 2009: Oscar: Mejor actor de reparto (Christoph Waltz). 8 nominaciones
2009: Globo de Oro: Mejor actor secundario (Christoph Waltz). 4 nominaciones
2009: Premios BAFTA: Mejor actor sec. (Waltz). 6 nom., incluyendo mejor director
2009: Festival de Cannes: Mejor actor (Christoph Waltz)
2009: Premios David di Donatello: Mejor film extranjero
2009: Asociación de Críticos de Los Angeles: Mejor actor secundario (Christoph Waltz)
GÉNERO Bélico. Aventuras. Acción. Comedia | II Guerra Mundial. Nazismo
SINOPSIS Segunda Guerra Mundial. Durante la ocupación de Francia por los alemanes, Shosanna Dreyfus (Mélanie Laurent) presencia la ejecución de su familia por orden del coronel nazi Hans Landa (Christoph Waltz). Después de huir a París, adopta una nueva identidad como propietaria de un cine. En otro lugar de Europa, el teniente Aldo Raine (Brad Pitt) adiestra a un grupo de soldados judíos (“The Basterds”) para atacar objetivos concretos. Los hombres de Raine y una actriz alemana (Diane Kruger), que trabaja para los aliados, deben llevar a cabo una misión que hará caer a los jefes del Tercer Reich. El destino quiere que todos se encuentren bajo la marquesina de un cine donde Shosanna espera para vengarse. (FILMAFFINITY)
CRÍTICAS “Visualmente atrapante (…) De nuevo, el director americano difumina los géneros en el cine (…) Tarantino ha logrado un glorioso, tonto y sangriento retorno.” (Emma Jones: BBC News)
—————————————-
“Notablemente brillante. Con tanto carácter como su título, es una película maravillosamente interpretada que trastoca las expectativas todo el rato. Y puede que tenga la dirección y escritura más segura y audaz de la carrera de QT.” (Chris Hewitt: Empire)
—————————————-
“Tarantino reescribe la historia con la única autoridad que posee: su reinado como director de cine. ¿Dividirá a la audiencia? Denlo por hecho. Pero para cualquiera que profese amor verdadero por el cine, no hay resistencia. (…) Puntuación: *** (sobre 4).” (Peter Travers: Rolling Stone)
—————————————-
“No es aburrida, pero es ridícula y terriblemente insensible (…) La película está realizada con habilidad, pero es demasiado tonta para ser tomada en serio, incluso como broma.” (David Denby: The New Yorker)
—————————————-
“Tarantino falsea la historia con bastante gracia. (…) se presta a todo tipo de delirios (…) con una invención muy poderosa (…) tiene su punto Brad Pitt” (Carlos Boyero: Diario El País)
—————————————-
“Es gigantesca, entretiene a ratos, tiene momentos pasablemente ingeniosos (…) un despliegue visual y musical acosumbrado… pero uno tiene la impresión de que el que más se divierte con ella es el propio Tarantino.” (E. Rodríguez Marchante: Diario ABC)
—————————————-
“Revisionismo pop. (…) Su gloria está en el exceso, (…) en mezclar diálogos perfectos y recursos visuales deliberadamente estridentes y, por supuesto, en atreverse a proponer una realidad alternativa” (Jordi Costa: Diario El País)
—————————————-
“Diálogos magistrales, violencia, sentido del humor y, esto es nuevo, un galimatías de idiomas realmente gozoso. Se aprecia además, una madurez en la puesta en escena. (…) tiene falta de ritmo y lagunas narrativas” (Luis Martínez: Diario El Mundo)
—————————————-
No es fácil hacerse una opinión de esta película. Si uno se queda en la superficie (se trata de una farsa, y ello implica que nada de lo que veamos debe ser tomado muy en serio), “Malditos bastardos” le parecerá ingeniosa, entretenida y muy vistosa. Si rasca un poquito, es probable que descubra que el guión no sólo es endeble como trama, sino que flojea notablemente a la hora de resolver las mismas situaciones que con tanto suspense y tan brillantes diálogos ha sabido construir. Y si ahonda un poco más, es posible que se sienta violento por haberse reído de cosas que, realmente, no está seguro de que puedan ser tratadas en clave de farsa (ese comienzo, tan brillante como frívolo…). Pero como somos tan posmodernos, que cada espectador elija su lectura, y todos contentos. Eso sí, en una cosa estarán todos de acuerdo: el papel y la interpretación de Christoph Waltz son, sencillamente, de lo más brillante de la última década. Sin ellos, la película se desinflaría como un globo pinchado. Y eso es que algo falla. (Daniel Andreas: FILMAFFINITY)